El Pacifico colombiano – una cuna de diversidad natural y cultural

 

buenaventura

La costa pacífica de Colombia es una de las regiones más privilegiadas del mundo, cuando de la diversidad natural y cultural se habla. Son en total 1300 kilómetros, desde la frontera con Panamá hasta la frontera con Ecuador, dentro de los cuales se encuentran - por ejemplo -  190 diferentes especies de ranas. Y en cuanto se refiere a la flora: la selva pluvial del Pacífico Colombiano es el lugar de máxima diversidad florística de todo el trópico americano. No es sorprendente entonces, que la región es considerado una de las áreas con mayor densidad de formas de vida por kilómetro cuadrado que existe.


Pero la fascinación de la región no se limita únicamente a sus atractivos de flora y fauna. El litoral pacífico es además una zona en donde diferentes etnias, como los indígenas Wounaan y los grupos afrocolombianos, conviven lado a lado de una manera armónica y solidaria.


Remando por los ríos solitarios que desembocan en el océano Pacífico encontramos desde pescadores que nos saludan con una sonrisa, hasta niños que se refrescan en sus aguas. La vida de la gente que habitan en el Pacífico Colombiano gira alrededor del mar y de las vías fluviales: las mejores -y además típicas- comidas  son preparados de pescado y los cantos que escuchamos tratan del feliz regreso a casa, luego de una faena en el mar.


La marimba es el instrumento que más se entona. En pueblos como San Cipriano se reúne la gente por la tarde en la entrada de sus casas, tomándose con ritmo africano las calles mientras el sol se sumerge en las profundidades del interminable mar. Es la hora en la que todo el Pacífico colombiano parece regresar a sus raíces, a las tierras que tuvieron que abandonar los ancestros de la población afrocolombiana, cuando fueron traídos hace cientos de años hacia Sur América. 


Y como si fuera poco lo que la remota zona le ofrece al viajero, para los meses junio hasta octubre el Pacífico colombiano tiene una sorpresa adicional: la llegada de alrededor de 1200 ballenas jorobadas y yubarta que aprovechan las cálidas aguas de la costa para aparearse y a dar a luz a sus ballenatos.


Es una experiencia única, salir a horas de la mañana desde Juanchaco para participar en una excursión de avistamiento de ballenas. Con un poco de suerte -y ante todo mucha paciencia- logramos ver una ballena en conjunto con su ballenato. La unión entre madre y su recién nacida cría es  un espectáculo que la naturaleza solamente en algunos pocos lugares del mundo nos permite ver. Sin embargo, en el Pacífico colombiano sí podemos gozar este privilegio.

 

Actividades y lugares:   Avistamiento de ballenas, Juanchaco – hermosas playas y manglares del Pacífico, Bahía Málaga – Reserva Natural San Cipriano.

 

Primer Día:
Llegada por vía terrestre o aérea a Buenaventura – enseguida  traslado al hotel ubicado sobre las playas de Juanchaco. La tarde esta a su disposición.


Segundo Día:
Después de una corta caminata por las playas solitarias de Juanchaco, nos embarcamos en una lancha que nos lleva a mar abierto. Eventualmente nos demoramos un poco hasta que nuestros ojos se acostumbran de buscar las imponentes alas de la ballena jorobada entre las olas del océano pacifico. Sin embargo, con un poco de paciencia habrá la oportunidad de ver hasta ballenas con sus crías ballenatos. Regreso al hotel durante el transcurso de la tarde.  


Tercer Día:
Hoy nos recoge una tradicional lancha, construida en madera. En ella navegamos por los remotos esteros y manglares de Bahía Málaga, en donde conocemos un ecosistema único y casi olvidado - el de las zonas en donde el agua salada se encuentra con el agua dulce. En Playa de la Barra –por muchos viajeros calificada como la más hermosa playa del Pacífico colombiano- visitamos un caserío de pescadores artesanales. Regreso al hotel durante el transcurso de la tarde. 


Cuarto Día:
Nos trasladamos hacia Buenaventura, ciudad portuaria desde la cual salimos vía terrestre hacia San Cipriano. En Córdoba abordamos una así llamada “brujita”, un vehículo que se monta sobre un ferrocarril abandonado y que esta siendo empujado por una moto. Después de un recorrido de media hora aproximadamente, llegamos a San Cipriano. El acceso hacia el pequeño pueblo es únicamente por la vía que ofrece la “brujita”. Es por eso que la tranquilidad del lugar es impactante - no hay carros, ni motos. A orillas del río Calima iniciamos una caminata que nos lleva por cascadas y piscinas naturales ubicadas en la reserva Natural San Cipriano. 


Quinto Día:
Regreso a Buenaventura e inicio de conexión hacia donde desea.

 

 

Galería Fotográfica

 

Buenaventura
ballenas-buenaventura
juanchaco-buenaventura
Buenaventura-viajes-colombia-turismo-individual
afrocolombianos-pacifico-colombiano-colombia-viajes
san-cipriano-brujita-santuario-flora-y-fauna
brujita-san-cipriano-flora-y-fauna
rio-san-cipriano-santuario
preservacion-medio-ambiente-colombia-viajes
marimba

 

Video turismo-buenaventura-ballenas-avistamiento-brujita

 

 

 

Resumen del tour

 

Duración:
5 días 


Salida:
Cualquier día - según su solicitud


Precio:
Con dos participantes: desde 499 EUR/persona,  en temporada baja
Por favor consulte nuestros descuentos a partir de tres personas.


Punto de partida:
Buenaventura


Idioma:
Guía en español, alemán o inglés


Transporte:
Varios: lancha, carro y “brujita”


Exigencias físicas:
Medio


Opciones:
Durante la temporada, en la cual nos es posible realizar el avistamiento de ballenas, ofrecemos alternativamente un recorrido en kayak por la Bahía Málaga.


Incluye:
Hoteles con desayuno y cena incluida, transportes a partir y desde Buenaventura, entradas, guía en todas las actividades. No incluye el transporta hacia Buenaventura, ni el regreso desde Buenaventura.

 

Inicio

Destinos: Excursiones

                   Viajes

                   Aventura

Quienes Somos

Producciones TV Prensa

Noticias

Términos y Condiciones

Información General

Facebook

Acerca de

Contacto

Copyright© 2014 Colombia Viajes. All Rights Reserved | www.colombiahoy.co